martes, 5 de febrero de 2019

PRIMERAS VECES





Macizo del Mampodre, 2019
León




Hay que ser sublime sin interrupción

BAUDELAIRE








Cuando era una niña y mis padres nos llevaban a la montañas, las miraba, y las miraba...y no dejaba de mirarlas. Allá arriba, a sus cumbres. Hipnotizada. Tan blancas, tan lejanas, tan altas. Tan hermosas. Y, mientras las miraba, pensaba: algún día, estaré allá arriba. 
Y así fue. De las pocas cosas en mi vida que , realmente...así fueron.
Mi primera montaña fue con nieve, y fue El Mampodre. Lo más curioso de todo ello es que es ahora cuando comprendo lo que eso significó. No tanto aquella felicidad absoluta, tan primera, de sentirme allí, que fue mucha; sino más bien....que me sentiré allí siempre. Siempre que yo quiera, .....Siempre. Porque estuve. 
Igual que la primera vez que vi el océano. El mar. Azul. Infinito.


Mis primeras canciones fueron las que me ponía mi hermano mayor cuando estuve malita de la varicela, sólo así dejaba de llorar. The Beatles, Zeppelin, Bob Seger, Simon and Garfunkel, Supertramp, Lou Reed, Tequila...en fin, no estaba mal para un bebé.
Mi primer recuerdo es de la mano de mi madre. Mi Madre...
 Mi primera y mejor amiga, una Princesa; mi hermana.
El primer beso afortunadamente queda irremediablemente reemplazado por  Su primer beso.
La primera vez que pregunté por la luna, en tercero de EGB (sí, aquello) no supieron contestarme. Y mis primeros profesores, los que me hicieron un regalo mágico que aún conservo, la insolente y buena costumbre de pensar.
Mi primer gran concierto, multitudinario concierto, fue siendo una tierna, linda y boba adolescente, con mi tía en Alicante. Me llevó de vacaciones, y yo la llevé a ella al concierto. Fue un concierto de Loquillo. 

Estoy hecha de retales. Y todo lo que amo, o todo lo que soy, más todo lo que tengo y lo que no tengo....es de otros. Aunque me gusta pensar que soy yo, la verdad, esa ingrata que siempre viene a molestar, es que soy otra. Y esa otra que hicisteis vosotros...ese "vosotros" inclasificable ...ese legado,  lo que nos llega y nos toca y nos marca y nos moldea, es, mucho mejor que yo. Al menos mucho mejor de lo que yo creía.

Gracias. Gracias. Gracias..........................................................................................................................




....yo tenía mucha fe en mí mismo y sabía que, algún día, saldría de todo aquello. Pero, de momento...

FRANCISCO UMBRAL






Para ti, mamá: porque hoy no es el día de la mujer, ni el día de la madre, ni tu cumpleaños.
 Porque hoy es sólo hoy, y tenía que hacerlo. Hoy.














.

20 comentarios:

  1. ·.
    Primero, escuchar a Loquillo, para ponerme a tono. Mucho mejor que Supertramp, ¡donde va usted a parar!
    Lo segundo volver a subir al Mampodre de tu foto, que al de verdad ya he subido, y regodearme con la foto y mis recuerdos.
    Y después, lo otro. El primer beso nunca se reemplaza. Los que vengan se van colocando al lado.
    Y me encantan tus recuerdo, que trato de hilarlos con os míos. No tuve ese hermano mayo pero si el hermano mayo de un amigo que me puso en contacto con unas músicas muy raras, lo que después sería el blues y el rock 'n roll. Y eso deja huella, como la que dejan algunos maestros... que, en este caso, la insolente costumbre de pensar debiera venir de fábrica.
    Bueno, que me encanta lo fácil que resumes. Y sí, todos estamos hechos de retales. Estamos hechos de los otros, que de fábrica salimos vacíos.
    Un beso, escritora... no escribiente...

    LMA · & · CR

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Escritora...sí ñOCO, de aquí a tres o cuatro relatos de gatos más me dan el Cervantes, que me lo tengo bien merecido...pero ya sabes...todo política :D
      Tienes un alma tan entusiasta, amigo, tan luminosa; eres la repera, ñOCO, y es que creo que, en el fondo, ni lo sabes. Deberíamos volver al Mampodre....no sé si para bajar rodando. Pero deberíamos volver.
      Un beso ..............

      Eliminar
  2. Gracias a ti Moni, por esas reflexiones con las que tanto me identifico y que sería incapaz de plasmar tan magistralmente, por tus citas acertadas y por la banda sonora de tu vida que también es la mía.
    La foto es impresionante, esas montañas rozando ese imponente cielo.
    Un abrazo grande amiga

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está un poco de perfil, siempre hay que entrarle un poco de lado, a la montaña....Con humildad. Si no, te come. Gracias a tí, Fernando...una alegría poder compartir con lo que te puedas identificar,,,
      Un abrazo bien grande, Fernando!

      Eliminar
  3. Tienes toda la razón: en el fondo, somos nuestro reflejo en los demás. Retales, sí, que como dice Alfonso, de fábrica llegamos en blanco.
    Y muy bien elegido el reencuentro de Loquillo y Sabino, después de pasar tantos años a bayoneta calada.
    Un besazo, Moni.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nuestro reflejo en los demás...umh, no sé, jejjee...Tampoco sé lo que es "a bayoneta calada" :D , y eso que soy de barrio. Somos los demás, muchos demás juntos y asimilados. Y, al menos en lo que a mi me toca...que pocas veces he tenido la oportunidad de comprenderlo y agradecerlo.
      Muchas gracias, Xibeliuss...esta vez no se me pasa:)
      Un beso

      Eliminar
  4. El primer beso no se olvida, pero queda relegado después de "su primer beso".
    Mi primera montaña fue el Pico Ligüardi, un campamento de verano al que íbamos los hijos de los obreros de aquella fábrica horrorosa, que es el día de hoy y aún siguen ahumando unas horrorosas chimeneas.Tenía entonces nueve años y aún recuerdo la empinada cuesta y la piedra suelta.
    Nos has brindado otra gran entrada y hasta Umbral ha quedado muy bien encajado. Espero que sepas bien lo que has hecho porque te la vas a cargar.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El Pico Ligüardi eh?...Y nueve años....Como para olvidarlo, tejón. Amigo...si me pongo a hablar de montañas contigo, y de no olvidar, me voy a poner insoportable, te lo digo....
      Me la voy a cargar?? jajja, por??Jjejje....por Umbral? Que va....Dónde hay sentido del humor de sobra, sobran collejas (también, ajjjaja)
      Un beso...dos, ya sabes, y emocionados.

      Eliminar
  5. Una foto sublime, sin duda. Un fuerte abrazo amiga mía.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jjejje....sublimes sin interrupción...Gracias, germán!!
      Un abrazo enorme..otro al Cantábrico:)

      Eliminar
  6. Precioso fotografía sin duda. No me extraña que quieras y puedas estar siempre que te apetezca. "Tu lugar ideal de descanso" El mío es el mar. Todos estamos hechos de retales sin duda y algunos quedan muy chulos. Otros menos. Muy bello post escrito con la sensibilidad exquisita que te caracteriza😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, mi Katyyyy....Eres tan linda y tan blanca como esas montañas que llevo en el corazón, hasta el día en que deje de existir. Mil gracias por estar siempre tan cerca...Katy
      Un beso:)

      Eliminar
  7. y esos retales nos componen, por eso somos como somos, inincambiables, yo de niño y aún ahora sigo mirando a las montañas, descubrí la música en emisoras clandestinas y ocultos vídeo-clubs y mis profesores nunca supieron comprender que me interesase más el recorrido de una araña en la esquina de una clase que una pizarra llena de signos extraños; a mi los Mampodres me enamoraron la primera vez que fui y no paré hasta que estuve en todas sus cimas, por allí aún anda uno de mis gps que quiso despeñarse sin que yo lo acompañara. Tu foto es espectacular, hermosa, enamoradiza. Sabes, escuchaba a Cohen pero me quedo con Loquillo. Saludos y muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te imagino recorriendo todas las cumbres de Los Mampodres, vaya que sí...y creo que ellas te añoran..., Carlos...
      Muchas, Muchas gracias, amigo;)

      Eliminar
  8. Preciosa fotografia de esas montañas y tierna reflexión sobre tu pasado.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. La naturaleza marca, eso está claro. Aunque no sepan expresarlo, en la naturaleza los niños disfrutan como en ningún sitio. De alguna manera eso se queda grabado en algún sitio. Yo también pienso que estamos hechos de retales, algunos fabricados por nosotros, pero muchos otros que nos han ido poniendo... Cuantos lugares me quedan por conocer! :-) Saludos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi también me quedan unos cuantos, Óscar, y ojalá que siempre nos quede alguno por conocer...
      Que bueno "verte", un abrazo grande:))

      Eliminar
  10. Me ha emocionado leerte, quizás porque me he identificado con muchos fragmentos de tu relato. Escribes realmente bien.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias:)) Con que te hayas emocionado para mi es más de lo que puedo pedir, eso es lo que pretendo cuando escribo, comunicar mis emociones:))
      Un abrazo grande!!!

      Eliminar

Archivo del blog